NOTAS

EL APORTE DE LA NEUROPSICOLOGÍA EN LAS PERSONALIDADES PSICOPÁTICAS

A pesar que los descubrimientos de las neurociencias han aportado muchos avances para ofrecer un argumento sólido de este trastorno, no son suficientes para explicar por sí solos el origen de la psicopatía.

EL APORTE DE LA NEUROPSICOLOGÍA EN LAS PERSONALIDADES PSICOPÁTICAS

Las lesiones en la zona prefrontal ventromedial , que afecten la amígdala dentro del sistema límbico, producen una incapacidad para llevar adelante una decisión eficaz y positiva para su vida, pueden pensar opciones correctas frente a un problema y en las consecuencias de dichas opciones pero tienen grandes dificultades en el momento de actuar y siguen un capricho o un pensamiento casual.

Por otra parte, hay una reducción en la capacidad de sentir emociones, lo cual reduce sus posibilidades de expresión afectiva. No pueden unir razón con sentimientos. Todo ello nos lleva a la importancia del medio ambiente. Se piensa en una conjunción de factores de algún daño cerebral, en algunos casos y otros factores referidos a un conjunto de factores educativos y sociales.

Robert Hare es un investigador importante con respecto a éste tema. Dice que los psicópatas sufren un déficit en la integración del mundo emocional con el razonamiento y la conducta. Parecen tener un razonamiento lógico que luego discrepa con sus actos. No existe en la socialización del psicópata una coherencia entre lo que está bien y lo que está mal.

Paso a escribir algunas cuestiones referidas a la evaluación y el diagnóstico diferencial de comportamientos antisociales. Cómo es la organización cerebral de la moral?

Qué es “normal”? una palabra que no nos gusta a los psicólogos, pero que podríamos definir, en éste contexto, como el adulto o niño que está socialmente adaptado, es productivo y es capaz de llevar una vida productiva en el trabajo y escuela, dentro de los límites de edad y contexto cultural.

Varios neurocientíficos definen “psicopatía” en dos sentidos: a) Psicopatía del desarrollo: como un desorden de la personalidad que se manifiesta en la adolescencia o más tempranamente y b) Psicopatía adquirida: supone la emergencia de un comportamiento antisocial como resultado de un daño cerebral adquirido.

a) La conducta antisocial es uno de los desórdenes de conducta más estables en tiempo y espacio. Puede ser reconocido en personajes históricos pero es más difícil reconocerlos en nuestra cotidianeidad por su característica de doble fachada, lo cual implica también un doble discurso.

Éstos individuos tienen su cerebro intacto, que pueden diferenciar el bien del mal, pero se comportan mal sin estar “locos”, no tienen delirios ni alucinaciones.

b) Se observaron lesiones cerebrales en individuos que desarrollaron posteriormente una psicopatía, una serie de comportamientos antisociales con preservación de la inteligencia general. Éstas lesiones en los lóbulos frontales a una edad temprana también se dan en niños frenándose el desarrollo moral.

Además de la corteza prefrontal ventromedial, los lóbulos temporales, especialmente la corteza temporopolar derecha y la región que bordea el surco temporal superior, también las estructuras subcorticales incluyendo la amígdala, el hipotálamo ventromedial, el cerebro basal anterior, las paredes del tercer ventrículo y el tegmentum del tallo cerebral rostral.

Todas las áreas mencionadas y otras regiones cerebrales que no han sido asociadas consistentemente con la cognición y el comportamiento moral en estudios con pacientes que incluyen los lóbulos parietal y occipital, extensas áreas de los lóbulos frontales y temporales, el tallo cerebral, los ganglios basales y otras estructuras subcorticales.

Los psicópatas muestran anormalidades en éstas áreas cerebrales.


< VOLVER A NOTAS